El blog de juanfratic: Investigando en Educación, en TIC, en el aprendizaje, y otras cosas de la vida. Profesor de ESO preocupado en hacerlo mucho mejor y en ser feliz. Siempre en obras: compartiendo.

viernes, 18 de abril de 2014

De proyectos colaborativos y de nombres


En esta entrada quiero hablaros de proyectos colaborativos y de nombres. De los proyectos colaborativos en los que me he visto envuelto en los últimos años y de nombres, nombres de personas que me han acompañado en estos últimos años en la realización de dichos proyectos. Sin estas personas, estos proyectos no tendrían sentido, han sido, son y serán imprescindibles para comprenderlos. Porqué los proyectos también son personas. A todas ellas, muchas gracias, seguimos trabajando. Con unos, hemos tenido mayores alegrías y con otros menor éxito, pero estos proyectos constituyen una sólida experiencia en una forma de trabajar y de aprender a la que no sabría renunciar hoy mismo. 

Para acabar os hablaré de los que me tienen enganchado este curso escolar y en los que tengo puestas mis ilusiones y esperanzas. Os animo a enrolaros en alguno de ellos, pasados, presentes o futuros proyectos, pues son una gran baza en el aprendizaje de nuestros alumnos y en el nuestro propio.

Llevo ya bastantes años trabajando por proyectos. Introduzco estos en mi práctica docente. Y siempre que puedo me enrolo o monto uno o más proyectos colaborativos. Sí, uno de esos proyectos en los que además de ti y/o tus alumnos, también están implicados otros profesores y/o alumnos, de tu mismo centro, de otros centros de tu misma ciudad o de otras ciudades, incluso de otros países.
Mis devaneos con los proyectos colaborativos han pasado por momentos que van desde la pena más absoluta hasta la gloria más gratificante, pero siempre aprendiendo, siempre avanzando. Y como en muchas historias de aciertos y desaciertos, empezó casi sin querer..., sin querer evitarlo.

No me remontaré más allá del curso escolar 2010-2011 para hacer un poco de historia en toda esta andadura. Ese curso escolar me enrolé como mínimo en dos proyectos colaborativos y monté otro.

Desde Zaragoza, mi buen amigo y gran profesional, Abraham Alonso, me metió de lleno en el proyecto que cuatro de sus alumnos estaban llevando a cabo: Al otro lado de las TIC. Juntos, @elprofeabra y un servidor, servimos de guías y orientadores a estos cuatro cracks: Jorge Aguarón de Blas, Laura Aguilar, Marcos Alamillo y Juan M. Sánchez, alumnos en aquel entonces de 4º de ESO, que se propusieron conocer que tenían que decir los alumnos de toda España sobre el uso de las TIC en el aula. El resultado de aquel proyecto lo podéis ver aquí, y en él no sólo se conformaron en recoger los datos de 987 alumnos de Primaria, ESO y Bachillerato, sino que además recogieron numerosas entrevistas a profesores e investigadores en el uso de las TIC en el aula, así como 10 tutoriales realizados por alumnos sobre 10 herramientas y aplicaciones TIC de uso común en el aula. El proyecto tuvo cierta repercusión en este mundillo de las TIC y la educación, y se presentó, mejor dicho, sus propios autores lo presentaron en el VI Encuentro Internacional Educared de octubre de 2011, habiendo sido a la vez finalista en el premio Educared 2011.

También desde Zaragoza, otro buen amigo, Víctor Roda, me propuso la participación en el proyecto Rodeados de Química, donde alumnos de 4º de ESO del C. Juan de Lanuza de Zaragoza y alumnos de mi centro, C. Sagrada Familia de Alcoy, realizaban sus pequeñas investigaciones y las plasmaban en forma de entradas en el blog del proyecto acerca de la Química que nos rodea, la que está presente en las cosas que tocamos, comemos, usamos, etc.

Si bien estos dos primeros proyectos de los que he hablado, en uno la implicación era sólo mía a nivel de docente y en el otro la implicación de mis alumnos estaba directamente relacionada con la asignatura que les impartía –Física y Química-, en el tercero del que voy a hablar ahora la relación y justificación del mismo no tiene ninguna relación con la asignatura que impartía a los alumnos que trabajaron el proyecto. Como se suele decir, me lancé a la piscina, pues aprovechando unas semanas de poca actividad académica, embarqué a cuatro de mis alumnas de la asignatura de Física y Química para llevar a cabo con cuatro alumnos y su profesora, Esther Madrid, del asentamiento humano El Indio, distrito de Castilla, Piura, Perú, un proyecto que llamamos: Conectando 9500 km de distancia. Tras una charla en mi centro sobre la situación que se vive en aquella región de Perú, logré ponerme en contacto con una profesora del Colegio Fe y Alegría nº 15, Esther Madrid, y le propuse que junto con cuatro alumnos suyos y yo cuatro míos, íbamos a dar a conocer a los otros, la realidad de cada lugar, centro, barrio, gastronomía, fiestas, cultura, etc. La experiencia fue muy gratificante para ambos centros, para ambos grupos de alumnos y de los profesores. Todos aprendimos mucho más de los otros y conocimos de esta manera la realidad del otro de primerísima mano.

El bazar de los locos también tuvo lugar en estas mismas fechas y significó toda una experiencia. Esa de poner por escrito de forma colaborativa las opiniones de numerosos usuarios de twitter sobre sus sensaciones, sobre lo que a cada uno nos aportaba twitter en dicho momento, y no sólo en el ámbito educativo sino también en el arte, la empresa, el Social Media, el conocimiento, la comunicación, etc. Todos aquellos escritos, hoy ausentes en la red, se plasmaron en un libro físico en papel que fue presentado dentro de la segunda Novadors OM en Xàtiva el 11 de febrero de 2012 de la mano de sus dos editores: Juanjo Calderón y Francesc Llorens, El bazar de los locos, un libro para todos.


En Educaparty 2011, julio de 2011 en Valencia, escuchando de nuevo (ya lo había hecho días antes en Novadors11) a mi amigo Toni Solano hablar de Callejeros Literarios y con la complicidad de otros amiguetes allí también presentes, decidimos llevar adelante Calletíficos (Callejeros Científicos). Inicialmente todos en un mismo espacio, y al final, cada uno en su espacio propio, pero lo bien cierto es que surgieron trabajos muy interesantes por diversos puntos de la geografía española y el proyecto fue objeto de diversas reseñas en diversos medios. Lástima que un poco de desorganización y continuidad del mismo, haya hecho que la comunidad educativa se haya olvidado de él y de sus posibilidades, que las sigue teniendo. Aquí mi aportación desde Alcoi, pero Calletíficos fue mucho más de la mano de otros amiguetes como Juanma Diaz, Ginés CiudadReal, Daniel Sánchez, Mertxe J. Badiola, etc.

Nos encontrábamos en esas fechas, me atrevo a decir, en una época dorada de los proyectos colaborativos. Me permití incluso dar rienda suelta a mi vena humorística y crear no una sino dos entradas en este blog sobre los proyectos colaborativos en clave de humor: Poesía eres tú, Callejeros Literarios, La tribu 2.0, Al otro lado de las TIC, El kiosko de las chuches, Construyendo historias, etc.


El 2012 fue un año donde además de Calletíficos, centré toda mi atención en la organización de las Jornadas Novadors 2012 en Alcoi y donde el resto de los proyectos que llevé a cabo se centraron en mis alumnos en el aula. Lástima, no me quedó tiempo para mucho más. Aunque con unos amiguetes: Anna Sorolla, Gorka Fernández y Juanma Diaz, realizamos un promo del Aulablog12 y Novadors12, La "vieja" escuela no es para mí.


El curso 2012-2013 vino nuevamente cargado de propuestas, muchas de ellas no quajaron,  otras fueron grandes éxitos. Entre las que no conseguí llevar adelante estuvieron algunas de las que presenté en el II Encuentro de Buenas Prácticas del CITA y que estaban muy ligadas al cine. Así Callejeros Cinematográficos, DVDCrossing o Kuentapelis se quedaron en el tintero, pero no renuncio a que en algún momento puedan alzar el vuelo cual ave fénix con mayor fuerza si cabe.



Sí que resultaron las Noches de Cine y Educación, III y IV, con La guerra de los botones y Katmandú, así como la matinal de La parte de los ángeles, fruto de mi participación en La tribu 2.0 de la mano de Mercedes Ruiz. Y ahí queda también mi discreta participación en Kfé Innovación con Marga Ojeda a la cabeza y en El kiosko de las chuches de la mano de Lara Romero.

También no resultó ser lo que esperaba el microproyecto: Ya es primavera en…, aunque si hubo una moderada participación en el mismo por parte de mi amigo Evaristo Romaguera y sus alumnos, Aníbal de la Torre y algunos otros entre los que también se encontraban mis alumnos. Ni tampoco salió adelante el proyecto de mi amigo Javier Alegre que me propuso ese año participar en un proyecto muy curioso llamado: El “vestiario” de lengua, las intenciones eran muy buenas, pero tropezaba nuevamente en la dificultad de no ser profe de lengua. ¡Con lo que me gustaría a mí ser Maestro de Secundaria!

No estaba resultando ser un buen año para los proyectos colaborativos. Los docentes no parecían estar por la labor de enrolarse en proyectos. Razones, imagino que muchas y variadas (si eso en otro post hablamos de ello), pero es una realidad que no podemos negar. Aun así, a raíz de una propuesta de mi buen amigo Daniel García en el II Encuentro de Buenas Prácticas, me convenció y me enroló en un gran equipo formado además por Silvia Gongo, Maru Doménech y Aure Molina para llevar a cabo: Lo tuyo es pura leyenda. Un proyecto donde nuestros alumnos llevaban a cabo en cortos de video sus particulares adaptaciones de las leyendas de G.A. Bécquer. Yo sabía que esto me quedaba grande, a mí, profe de ciencias, y como no quería que se volviese a perder una oportunidad de llevar adelante algo tan valioso en el aprendizaje de mis alumnos, convencí a una compañera de lengua de mi centro para llevarlo adelante, Gloria Jiménez. Bueno, y que versiones de leyendas. Había para todos los gustos, aunténTICas joyas, y obras cómicas de serie B o incluso Z. Fuera como fuese, los alumnos y los profesores aprendimos y disfrutamos por partes iguales y el proyecto fue recientemente referenciado en la revista Educación 3.0

Nuevamente, la organización de un nuevo compromiso con las TIC, el curso de verano EducaDigital13 me absorbió en los últimos meses del curso y ello impidió que colaborase más activamente en dos proyectos en los que me había enrolado: En la nube TIC de la mano de Juan Carlos Guerra, Antonio Omatos, Luz Cervigón entre otros amigos y el Proyecto Guappis de la mano de Ana Mariño, Noelia García López, Ana de la Fuente y otros muchos más.

Y con estas llegamos al presente curso escolar, 2013-2014. En este curso escolar, llevo adelante tres proyectos colaborativos y al menos en dos de ellos me gustaría desde aquí invitaros a participar y a colaborar.

El primero en nacer fue: Viaja con Nosotr@s. Un proyecto donde cualquier miembro de la comunidad educativa, sean alumnos, profesores o personas a título particular, pueden compartir sus viajes y aprendizajes de una manera totalmente abierta. Un proyecto de proyectos. 


Tengo el convencimiento de que aprendemos en cualquier viaje, sea real, virtual o imaginario, en el pasado, en el presente o en futuro, y ese aprendizaje compartido es mucho mejor. En la actualidad, hay más de 25 personas o grupos de alumnos o incluso centros comprometidos con el proyecto. Hay quien ya ha dejado su huella, o la de sus alumnos (como Ainhoa Ezeiza) y otras muchas están a la espera de este tercer trimestre del curso para plasmar sus viajes, sus aprendizajes. Pero estoy convencido de que podemos ser muchos más, y que es un proyecto que puede durar en el tiempo y seguir adelante hasta que queramos mantenerlo vivo. Así que, ¿por qué no te animas a Viajar con Nosotr@s?

Después vino: AporTICs. A propuesta de mi amiga Mª Carmen Devesa y con la excelente compañía de Manuel López Caparrós, Juan Sánchez Martos y Manolo Samos, llevamos adelante la coordinación y gestión de un proyecto donde pretendemos que el aprendizaje entre iguales, nuestros alumnos, sea el verdadero protagonista. Tutoriales de herramientas y recursos TIC creados por alumnos para alumnos. El proyecto va viento en popa y hay proyecto y tutoriales para rato, pero no lo dudes, si tienes alumnos o eres un alumno de Infantil, Primaria, ESO o bachillerato y sabes y puedes contar algo sobre alguna herramienta TIC a otros alumnos de tu misma edad, AporTICs es tu proyecto.


Y por último no puedo dejar de hablaros de un proyecto que estoy llevando a cabo con mi buen amigo Abraham Alonso del C. Cardenal Xavierre de Zaragoza. Lo hemos llamado: TuIdeaCool, un proyecto I+D alcomaño. En él, mis alumnos de 4º de ESO de trabajo monográfico de investigación colaboran con sus alumnos de Informática en la creación (Alcoy) de un producto mediante el uso de conocimientos científicos y en su publicitación y marketing (Zaragoza): creación de una marca, un logo, posicionamiento en Internet (web, redes sociales, etc.). Más adelante cuando tengamos ya cosillas que mostrar, os daré más detalles del mismo.

Así que estas son mis penas y mis glorias con los Proyectos Colaborativos en estos últimos cinco años. No me arrepiento de nada, pero sí he aprendido y mucho cuando miro hacia atrás y a la vez pienso en lo que puede venir. Sigo creyendo que son unas excelentes oportunidades que estamos en la obligación de brindar a nuestros alumnos para la mejora de su aprendizaje, para un aprendizaje más activo y positivo, más eficaz y rico. No lo dudes ni por un segundo, pruébalo y te convencerás, y si no sabes por donde empezar o quieres alguna sugerencia, ahí van dos: Viaja con Nosotr@s y AporTICs.

Reacciones:

14 comentarios:

  1. Genial Juanfra!!
    Confieso que siempre dejas asombrado con entradas como estas, tan explícitas y cargadas de contenido.
    Me alegra mucho leer tu historial colaborativo, porque hasta descubro cosas que no sabía.
    Sobre todo, me alegro por compartir este espíritu tuyo de embarcarte en todo lo que puede suponer una mejora para la enseñanza, siempre pensando en tus alumnos.
    Sin duda los proyectos colaborativos son un medio y una metodología que consigue mucho y da buenos resultados, también estoy cada día mas convencido y por eso también apuesto por ello y como tu también me lanzo siempre que tengo ocasión.

    Graciasssss por estar ahí, por tu amistad, por lo que trasmites, por lo que nos enseñas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Manuel. Un placer saber que te ha gustado.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Como tantas veces, compartir caminos y proyectos me hace pensar en lo que Helen Simons propone...la participación en este tipò de experiencias debe propiciar el autoconocimiento de los participantes y su conocimiento político de lo que significa trabajar en y entre grupos.
    Un placer leer tantos proyectos en el espacio que compartes :-))
    Mercedes

    ResponderEliminar
  3. Da gusto leerte Juanfra. Impresionante tu andadura por proyectos 2.0... ¿te has dejado alguno ;))?. Mil gracias por la mención.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Si me he dejado alguno? jajaja, Sí, muchos. Y eso está bien, pues es señal de que la gente tiene interés por hacer las cosas de una forma distinta, sugerente, interesante para nuestros alumnos.
      Un placer saber que te ha gustado, crack!
      Un abrazo

      Eliminar
  4. Un buen camino abierto con tu trabajo alguien a quien intentar imitar. Se ve tu interés y preocupación por afrontar la educación desde otras vías. Necesitamos gente como tú que transmita que otra forma de hacer es posible.
    Gracias,:-)

    ResponderEliminar
  5. Eres un (gran) referente. Digo lo de gran por aquello que te daban dos... XD
    Me gustan tus post porque siempre vuelvo a revisarlos para sacar ideas. Son post "de cabecera".

    Gracias por compartir.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Xavi, espero que no sean post de dolor de cabeza! ;-)

      Eliminar
  6. Impresionante post, impresionante trabajo el que haces Juanfra. Ante todo darte las gracias por ser un referente para mí y para muchos docentes y como no por haberte embarcado conmigo en la aventura AporTICs.

    ResponderEliminar
  7. EL diagnóstico es claro: sufres HCTC (Hiperactividad Con Tendencia a la Cooperación). Un placer leerte, aprender de ti y formar parte de esta entrada, aunque fuera un proyecto chiquitico. A ver cuando podemos iniciar otro. ¿Vendrás este año al encuentro Edutopía de Zaragoza?
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Víctor, desconocía esa enfermedad o síndrome ;-)
      Espero que sea de los buenos, crónico y de los que te dan fuerte.
      Lo de iniciar otro, ESO está hecho!! En Zaragoza hablamos.
      Un abrazo

      Eliminar