El blog de juanfratic: Investigando en Educación, en TIC, en el aprendizaje, y otras cosas de la vida. Profesor de ESO preocupado en hacerlo mucho mejor y en ser feliz. Siempre en obras: compartiendo.

domingo, 6 de febrero de 2011

El tiempo y su gestión: infoxicación, procrastinación y otras cosas del montón.

¿Qué es el tiempo? ¿Sabemos gestionar el tiempo? El tiempo es oro, el tiempo es vida. Esta semana he estado reflexionando sobre la definición de tiempo, ¿qué es?. Muy buena pregunta y de complicada respuesta. Definir un concepto de esta índole, no es fácil. Sin embargo, si te paras a pensar un momento, el tiempo es vida. El tiempo es una sucesión de acontecimientos, que discurren, que pasan por delante de ti. El tiempo es pasado, presente y futuro. El tiempo es cambio, cambio de las personas y las cosas entre un estado inicial y otro final.
Pero mis reflexiones han ido más allá. Siempre nos estamos quejando de no disponer de suficiente tiempo, de necesitar días de 48 horas, etc. Nos quejamos de la falta de tiempo, como Azul y Negro en su canción pop de los 80, No tengo tiempo: 

No tengo tiempo para pensar
No tengo tiempo de programar
No tengo tiempo para escapar
No tengo tiempo de terminar

No tengo tiempo para saber
No tengo tiempo para romper
No tengo tiempo para volver
No tengo tiempo para entender

Deberíamos hablar pues de los ladrones de tiempo y como todo este tipo de situaciones nos llevan a la ansiedad y al estrés.
Igual ocurre cuando vemos que no somos capaces de asimilar toda la información que se genera, que nos llega, a través de los distintos canales de la información y la comunicación en que nos manejamos. Se produce tal cantidad de información y comunicación y a tal velocidad, que somos incapaces de digerirla. Quien no se ha estresado al ver la cantidad de correos electrónicos que tiene por leer y contestar, los enlaces interesantes que se vierten en su TL de twitter y que no puede acudir o quien no se ha lamentado de los que se habrá perdido por no estar ahí, los posts interesantes a los que le gustaría acudir de los RSS a los que está suscrito, etc. Estamos infoxicados. Esto es la infoxicación.
Por no hablar de nuestro habitual hábito (valga la redundancia) a postergar las tareas importantes por otras más placenteras y livianas. La procrastinación.
Y podríamos seguir hablando de lo mal que nos gestionamos, pero hoy particularmente os he hablado de lo mal que gestionamos nuestro tiempo. Por todo ello y para evitar seguir así (con ese sentimiento de culpa), hay que poner a ello remedio. Sin perder de vista que ante todo debemos ser felices en lo que hacemos, en las decisiones que tomemos, sin mirar atrás, sin pensar en lo que me perdí o en lo que pudo ser, mirando hacia adelante, positivamente, en lo que sí será, pero sobre todo disfrutando y aprovechando el momento. Ese carpe diem que hizo tan popular la película de El club de los poetas muertos. En posteriores posts trataré de desvelar recursos, herramientas y estrategias para hacer una buena gestión de ese bien tan preciado y codiciado, que no se puede comprar y no es material, pero que todo el mundo quiere y desea, el tiempo.


Reacciones:

4 comentarios:

  1. Deseando siempre tener días de 72 horas, contínuamente en movimiento en el mar de la información... me gusta el planteamiento de tu post. Deberíamos gestionar el tiempo de otra manera. Suelo hacerme puzzles de tiempo donde encajo todo lo que deseo hacer, o al menos, lo más importante, pero siempre quedan cosas fuera.
    Te agradeceré esos posts que quedan por llegar. Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  2. Resulta complicada la gestió del temps. Avui, he decidit que volia perdre'l prenent el solet; m'abellia tant!

    ResponderEliminar
  3. Yo, afectada de infoxicación, quedo a la espera de los recursos, herramientas y estrategias que nos quieras dar ;)

    ResponderEliminar
  4. Me ha encantado tu refelxión y creo que solemos tener muchos problemas en poder determinar en nuestra vida y en nuestro trabajo que es lo realmente urgente, lo necesario y claro lo importante. Es en este último punto en el que no somos capaces de tomar las decisiones acertadas puesto que lo urgente y lo necesario suele pasar por delante de la importante. Creo que no sólo necesitamos desifoxicarnos sino que deberíamos también reeducarnos en lo que al uso del tiempo se refiere.

    Mientras tanto mi sensación es que el tiempo vuela!!

    ResponderEliminar